top of page
  • Foto del escritorRedacción

¿Nada que ver con la soberanía? El lobby agroexportador contra la administración pública del Paraná

Por Germán Mangione | No por casualidad fue San Lorenzo la ciudad elegida para debatir uno de los temas principales de la Argentina. Es donde se concentra el complejo agroexportador más grande del país, por donde sale el 80 por ciento de la agroexportación y por donde entran uno de cada cuatro dólares que se exportan

En el marco del 1er Foro Nacional e Internacional del Hub San Lorenzo con el título ¿“Que Hidrovia queremos?”, organizado por la Unión de Comerciantes e Industriales de San Lorenzo (UCI), se prometía un debate con las principales figuras del sector, tanto en el ámbito político como el empresarial y contó con tres paneles con distintas miradas: la empresarial internacional y nacional, la de sociedad Civil, la del medio Ambiente.


Sin embargo, desde la apertura el Foro comenzó desinflándose por los faltazos políticos. Ni el gobernador Omar Perotti, ni el ministro de Transporte de la Nación, el santafesino Diego Giuliano, fueron parte del inicio del foro como estaba anunciado, y ambos enviaron a funcionarios de segunda línea en representación. Tampoco fue de la partida el intendente de Puerto San Martín Carlos de Grandis, ni la ministra provincial de Medio Ambiente Erika Gonnet invitada al panel sobre el tema.


De los anunciados para el acto de apertura del Foro, que se plantea como una representación del sector agroexportador de la región para debatir el destino y las políticas para la mal llamada Hidrovía, estuvieron el Intendente de San Lorenzo Leonardo Raimundo, el senador departamental Armando Traferri y el diputado provincial Ariel Bermudez, además del presidente de la UCI Roberto Yacuzzi.


Yacuzzi dio la bienvenida y planteo la necesidad del foro como continuidad del trabajo que viene realizando la comisión especial creada sobre el tema en la UCI para “darle voz a la gente de la región que realmente sabe del tema, y pueda aportar ideas a la política nacional y para que la gente sepa la importancia del Paraná”.


En nombre del gobierno provincial el encargado de exponer fue el secretario de industria del Ministerio de producción Ciencia y tecnología, Claudio Mossuz, quien hizo un breve repaso sobre la importancia de la agroindustria santafesina en la economía nacional.


“Las industrias en los puertos sintetizan a Santa Fe, uno de cada cuatro dólares exportados en el país salen de Santa Fe”, afirmó, repitiendo el planteo que viene haciendo el gobierno provincial sobre lo mucho que se va de la provincia y lo poco que vuelve para las obras reclamadas por el empresariado.


Hasta allí el Foro no salía de lo que se suele escuchar en el ambiente empresario santafesino donde convergen supuestos reclamos federalistas, que suelen ocultar los intereses privados de la región que poco tienen que ver con el federalismo real.


Ruido de fondo en Foro


Y fue con las palabras de Alejandro Echevarne, director Nacional de Control de Puertos y Vías Navegables, en representación de Giuliano que llegaron los murmullos.


En el comienzo de su exposición planteo “la importancia del complejo agro exportador” para la gestión, “para el que hemos hecho una cantidad de obras como el circunvalar Santa Fe y la playa de maniobras ferroviarias de Villa la Ribera”.


Hizo también hincapié avance de la creación del Ente Nacional de Control y Gestión de la Vía Navegable (Ecovina) como forma de federalizar el debate y darle protagonismos a las provincias.


Pero eso no es lo que hizo ruido sino el planteo final sobre que en breve “se estarían anunciando el inicio de las obras para el Canal Magdalena”.


“Es una obra que si bien ha despertado algunas versiones que generan alguna incertidumbre, en nombre del ministro quiero que tengan la tranquilidad que es una obra que va a ser absolutamente positiva para el cordón, para el complejo agroexportador”, aseguró Echevarne. Y agregó: “Va a aportar a la soberanía Argentina y con explotación exclusiva del gobierno Argentina”.


El tema fue retomado más veladamente en varias exposiciones y fue rechazado abiertamente en el primer panel que representaba la voz empresaria.


En la presentación política siguieron el diputado provincial Ariel Bermúdez quien se concentró en “la pérdida de confianza en el puerto de Rosario en el tema de la seguridad”, haciendo alusión a la detección en el puerto de operaciones de narcotráfico.


Le siguió el senador del departamento San Lorenzo, Armando Traferri, quien repitió la idea (varias veces mencionada en el Foro) de la necesidad de “hacer un lobby por la región que esté representada como se merece para que se escuche a los empresarios, a las cámaras de empresarios y a los intendentes” y reclamo que el problema de seguridad en “esta gigantesca frontera que es el río” tiene que hacerse cargo el gobierno nacional.


En uno de los discursos más extensos, Leonardo Raimundo, el intendente local, resaltó “la característica casi única en el mundo de la autopista fluvial que es el Paraná” y las ventajas naturales que eso implica a las que “hay que agregarle ventajas competitivas como se hizo desde los 90”.


Manteniendo una posición que ya había expresado anteriormente Raimundo recogió el guante del anuncio hecho por Echevarne, que incomoda a los empresarios agroexportadores de la región: el Canal Magdalena.


“El complejo compite con otros puertos como el de Buenos Aires y el uruguayo pero tenemos que hacer lobby por nuestra región. No nos preocupa que se desarrollen otros puertos pero vamos a reclamar que las obras lleguen a la región y se mantenga el calado y el balizamiento”, afirmo el intendente sanlorencino.


Como varios de los presentes hizo alusión al problema que tiene en la mira nacional a la provincia como es el crecimiento del narcotráfico, cuestión que el lobby agroexportador intentó siempre separar de los puertos privados hasta que las evidencias fueron inocultables.


“Venimos reclamando el refuerzo de prefectura que tiene que pedir combustible para trabajar. O la presencia de las fuerzas federales permanentes en la región para control como Afip, UIF y Gendarmería” y volvió a reclamar “un juzgado federal para la ciudad que duerme el sueño de los justos a pesar de que el presidente lo nombró dos veces”, lo que despertó casi el único aplauso espontaneo de la jornada.


“Que sea como en los 90”


El reclamo de obras para mejorar los accesos y la dinámica de los puertos fue el prólogo político justo para que comiencen a expresarse las voces empresarias que, en un panel coordinado por Ángel Elías, tomaban las citas para legitimar el reclamo de más obras.


“Coincido con el intendente sobre la falta de inversiones como los que se ven en los accesos que no han mejorado en 50 años. Estamos trabajando con los intendentes para una propuesta de inversiones mínimas y obras indispensables” afirmo Luis Zubizarreta, presidente de la Cámara de Puertos Privados de Argentina y uno de los principales portavoces del lobby agroexportador en la Argentina.


Zubizarreta, quien además es CEO de la agroexportadora francesa Luis Dreyfus, fue directo al grano en la expresión del punto de vista del empresariado de la región y arrancó descartando que este debate del control y administración del Paraná “tenga que ver con la Soberanía”


“Se mezclan discusiones”, afirma el CEO, quien aclaró que “nadie discute que el estado controle. Pero necesitamos más infraestructura para exportar más. Por eso queremos una concesión como la que funcionó desde los 90, con la licitación de los trabajos de dragado y balizamiento en manos de un privado y no que el estado cobre el peaje”


Como suelen argumentar desde el sector, para intentar frenar el impulso del creciente reclamo por la vuelta del estado no solo a la administración sino al control y el dragado del Paraná con flota propia, Zubizarreta afirma que “antes las hacía el estado pero no las podía hacer por qué no tenía dragas. Por eso queremos licitación privada. Por eso tiene que venir una privada a riesgo propio controlando el estado. Eso no invalida la soberanía. Por eso requerimos actividad privada para mejorar”


En varios tramos de su exposición el presidente de la Cámara de Puertos Privados remarcó que esa visión era compartida por el gobernador Omar Perotti “que también reclama la implementación de ese esquema”.


El empresario tampoco perdió oportunidad para opinar sobre las obras del Magdalena que el presidente Fernández anuncio por segundo año consecutivo en la asamblea legislativa.


“Nadie está en contra de un segundo canal como el Magdalena. Pero un país con recursos limitados hay que definir propiedades y el estado no está en condiciones de hacer esa inversión cuando se puede usar mejor ese dinero. Ojo que no nos equivoquemos donde ponemos los fondos. Nos parece que un canal paralelo no es el momento. Si lo hace un privado puede ser pero con el estado no hay retorno de la inversión”, argumento Zubizarreta.


** Por Germán Mangione. Periodista. Miembro del Foro por la recuperación del Paraná y Soberanía Popular San Lorenzo. Artículo publicado en elciudadanoweb

0 comentarios

Comentarios


bottom of page